¿Cómo saber y qué hacer si tu mascota está molesta contigo?

193

Los perros pueden ser los mejores amigos del hombre, pero incluso los mejores amigos no están de acuerdo de vez en cuando. No hay peor sentimiento en el mundo que el persistente temor de que tu perro, que ama todo, desde perseguir su cola hasta enterrar huesos, esté enojado contigo. ¿Aún más frustrante? No siempre sabes por qué. Tampoco es que los perros puedan decirnos por qué están molestos. Entonces, ¿cómo, exactamente, averiguas por qué tu perro está enfadado contigo? Aquí está todo lo que necesitas saber sobre por qué tu cachorro actúa tan perturbado.

¿Los perros realmente se enojan?

Está bien. Lo primero es lo primero: ¿Pueden los perros estar molestos? Cuando se trata de emociones, no estamos solos en esto, los perros realmente las sienten también. Eso ni siquiera está sobre la mesa en términos de debate, emociones básicas como la alegría, el miedo y la ansiedad, los perros definitivamente las experimentan.

¿Pero qué hay de la ira? ¿Los perros realmente se enojan? Es aquí cuando se complican un poco las cosas. La respuesta corta es sí, es posible que tu perro se sienta molesto. Pero aquí está la buena noticia: tu perro no está enojado contigo de la manera que te imaginas.

Aunque los perros definitivamente sienten emociones, no asocian la culpa con esas emociones. Así que sí, tu perro puede estar molesto, pero no está echando humo en la esquina, maldiciéndote internamente. Es más, la ira no es una emoción que los perros puedan sentir muy a menudo, si es que la sienten. Lo que interpretamos como ira en un perro es mucho más probable que sea miedo, frustración, decepción o molestia.

¿Por qué se enojan los perros?

Hay momentos en que los perros se enojan y sabes exactamente por qué: un niño pequeño lo golpea muy fuerte, otro perro roba su juguete favorito o algún otro evento obvio desencadena su reacción negativa. Pero de nuevo, estamos hablando de interpretaciones neuróticas y humanas de las respuestas emocionales puras y simples de los perros, así que no estás aquí para comprobar si el niño que le tiró de la cola a tu perro en el parque le molestó. Quieres saber si estás haciendo o no algo que tiene a tu cachorro seriamente molesto.

como-saber-y-que-hacer-si-tu-mascota-esta-molesta-contigo

Bueno, hay buenas noticias: no estás haciendo nada para que tu perro te odie. No necesitas añadir eso a tu lista de preocupaciones. Los perros expresan sus emociones a medida que las experimentan. Si están verdaderamente enojados, lo sabrás inmediatamente, y también sabrás por qué.

¿Está tu perro enojado contigo por haberte ido?

La conclusión que la mayoría de los dueños de perros sacan es que es probable que la mascota esté enojada con ellos por haber salido de la casa. Tal vez llegas a casa con un perro que no quiere hacer contacto visual contigo, o tal vez llegas a una sala llena de almohadas destruidas. De cualquier manera, la causa de este comportamiento de berrinche no es la ira, sino el aburrimiento.

Los animales, y más los perros, necesitan estímulos físicos y mentales todos los días. Y si no tienen suficiente de ninguno de los dos, a menudo se comportan mal. ¿Le gusta a tu perro que te vayas al trabajo? Pues, claro que no. Preferiría mucho más que estuvieras en casa, jugando con él y rascando su barriga. Pero no está molesto contigo. Si actúa como si estuviera enojado, trata de ejercitar su cuerpo y su mente todos los días antes del trabajo. Llévalo a una larga caminata matutina o corre y haz algún truco de entrenamiento antes de tu viaje.

Los signos de que un perro está enojado

Ya hemos establecido que necesitamos ajustar nuestra definición de «molesto» cuando se trata de perros, pero definitivamente hay señales a las que hay que estar atentos si quieres saber si hay algo raro en el paraíso de los cachorros.

Tu cachorro podría actuar rompiendo las reglas o negándose a comer. Esto es probablemente una señal de que quiere más atención. Jugar con tu perro y entrenarlo son soluciones perfectas. Sin embargo, es posible que observes otros comportamientos fuera de lo normal, como una repentina timidez en torno a las personas a las que su perro solía amar o ladridos o gruñidos adicionales. Estos son señales no de molestia, sino más bien de inseguridad y ansiedad. La clave es no tomar el comportamiento como algo personal y concentrarse en satisfacer las necesidades sociales de tu perro para corregir los problemas.

¿Cuánto tiempo permanecerá enojado un perro?

Exactamente el mismo tiempo que la cosa que lo hace enojar esté sucediendo. Recuerda, los perros viven el momento y, a diferencia de los humanos, no guardan rencor.

¿Cómo conseguir que tu perro deje de estar enfadado contigo?

Si tu perro está realmente enojado, entonces deja de hacer lo que sea que lo esté haciendo enojar. Si tu perro parece estar disgustado o de mal humor, empieza por satisfacer sus necesidades básicas. Asegúrate de que tu perro tenga estimulación mental, ejercicio físico y, por supuesto, mucho amor. Los perros son mejores que nosotros. No dicen «estoy bien» cuando en realidad todavía están a punto de estallar. Una vez que arregles lo que logra incomodidad a tu cachorro, puedes confiar en que todo está realmente perdonado.

Otras mascotas, como los gatos, también podrían expresar cierto tipo de aversión hacia ti. Puede ser difícil saber si tu gato se mantiene a distancia porque está molesto o si se mantiene alejado porque, bueno, es un gato y los gatos son raros. Pero si tu amigo peludo te evita activamente cuando está normalmente juguetón o se mantiene alejado por más tiempo de lo normal, puede ser una señal de que está enfadado, asustado o ansioso. Los gatos enojados mantendrán su distancia cuando se confunden, por ejemplo, por una voz fuerte y repentina, movimientos rápidos o incluso un olor desconocido. ¿La solución? Déjale su espacio, volverá cuando esté listo.

Algunas señales de que tu gato está molesto

Gruñidos

como-saber-y-que-hacer-si-tu-mascota-esta-molesta-contigo

¿Crees que son sólo los perros los que gruñen? Entonces nunca has visto un gato enojado. Los gatos enojados pueden hacer una gran variedad de ruidos que señalan su desagrado, incluyendo un gruñido de garganta o un silbido. Si tu mejor amigo está vocalizando sus sentimientos, empieza dándole su espacio y luego, poco a poco, haz cosas que creen una relación positiva, como alimentarlo, jugar con los juguetes, asearlo o hablarle en voz baja. Aprender la verdad sobre estas pequeñas cosas que hacen que tu mascota se envuelve en ira también ayudará a reemplazar los gruñidos por los ronroneos. No olvides que los gatos se estresan mucho.

Mirada

Cuando te da una mirada no muy amistosa. Si eres dueño de un gato, ni siquiera tienes que pedirle a los gatos que sean maestros en mostrar sus sentimientos a través de sus ojos. Los gatos se perturban especialmente cuando su rutina se estropea, como por ejemplo si se les da de comer tarde o durante el horario de verano. Los gatos se comportan mejor con un horario regular y predecible, así que haz lo posible por mantenerte en uno.

Ausencia

Los gatos pueden saber cuando te estás preparando para dejarlos. Pueden actuar como si no les importara lo que haces, pero empiezas a hacer las maletas y puedes notar que tu gato enfadado te mira con el ceño fruncido. Sin embargo, esto es fácil de arreglar. Deja una camiseta o alguna prenda de vestir con tu olor en su cama. Y asegúrate de que su cuidador les preste atención extra mientras estás fuera. Todo estará mejor cuando vuelvas a tu casa.

Se oculta

Esconderse es una de las primeras señales de que tu gato está infeliz o temeroso contigo o con la situación. Resiste la tentación de intentar sacar a tu gato enojado de su escondite; es un reflejo protector y si lo obligas a socializar antes de que esté listo, puede volverse agresivo. La mejor solución es dejarle su espacio.

Orejas

Las orejas aplastadas contra la cabeza y ligeramente salientes, como las alas de un avión, son un indicador seguro de que tu gato está molesto. No te preocupes mucho por esto, pero guarda la distancia.

Heces

Raro es el dueño un gato que no ha descubierto un «regalo» en un lugar sorprendente. Defecar en tu cama es un signo típico de la ansiedad por separación felina. Aunque parezca que es un gato enojado que descarga sus frustraciones en ti. En realidad, está usando su propio olor como una forma de hacer frente a su ansiedad. El hecho de que se dirijan a la cama es una especie de cumplido porque es la que más se parece a su dueño.

Mordidas

¿Alguna vez su gato ha rogado que lo acaricien y luego le ha mordido o arañado la mano? Esto se llama «agresión de caricias» y es totalmente normal. Este no necesariamente quiere decir que esté enfadado, sino que quiere controlar la interacción, y el acariciamiento que se prolonga demasiado tiempo lo sobreestimula.

Mueve su cola

Uno de los primeros signos sutiles de que tu gato está enfadado contigo es cuando ve su cola colocada en posición baja, moviéndose rápidamente de un lado a otro. Cuando veas que la cola se mueve, deja de hacer lo que sea que le esté molestando, dale un poco de espacio y retrocede un poco hasta que se calme.

Orina en todas partes

Si tu gato no ha tenido un accidente desde que era un gatito y ahora de repente está orinando por toda la casa, es un signo seguro de que está angustiado. Un gato enfadado suele orinar en superficies blandas como pilas de ropa, sofás o en tu cama.

como-saber-y-que-hacer-si-tu-mascota-esta-molesta-contigo

Es importante ocuparse de este problema a tiempo antes de que se convierta en un hábito; habla con el veterinario si necesita ayuda para detener las expulsiones de orina inapropiadas ya que puede ser un signo de un problema de salud.

Come menos

Cuando un gato está molesto puede comer menos o incluso negarse a comer. A menudo se trata de una reacción a una situación nueva o desconocida, un cambio de rutina o un gran acontecimiento en casa, como el nacimiento de un nuevo bebé. Vigila de cerca esta situación, ya que también puede ser un signo de enfermedad.

Rasguños en los muebles

No hay nada más exasperante que un gato enfadado que te mira directamente a los ojos, extiende su garra y luego pasa a tu nuevo sofá de cuero. En lugar de la agresión o la ira, es más probable que esto se deba a que tu gato marque su territorio. Los gatos son muy territoriales y esto es típicamente la raíz de casi todos los casos de comportamiento de los gatos. Los gatos perciben tu casa como su reino, así que cosas como marcas de garras en los muebles y rocío de orina en las paredes son simplemente líneas limítrofes.

¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.
También Podría Interesarte

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.