Spaniel Japonés – Características , Cuidados y Adiestramiento

84

El Spaniel Japonés, también conocido como Chin, es un perro de raza pequeña de porte elegante y con una soberbia inteligencia. En la actualidad, ha sido reconocido como uno de los mejores perros de compañía. Durante la época de las cortes imperiales del Lejano Oriente, eran perros de compañía de los miembros de la corte.

Se considera un perro de compañía pesar de que su ascendencia Spaniel le confiere un instinto cazador.

A pesar de ser conocidos como «japoneses» su origen es Chino, pero fue en el país del Sol Naciente donde se desarrollo hasta ser el perro que es hoy en día. Tanta era la devoción en el país nipón por este perro, que era considerado sagrado y dañarle suponía la pena de muerte.

Son perros tremendamente comunicativos, poco ladradores, ya que tienen una curiosa forma de comunicarse usando pequeños gemidos o gruñidos. Sea como sea, este perro se gana el corazón de todos los que conoce.

Son perros muy apegados a su familia y es muy raro que se escapen. Tampoco son muy destructores en casa si están correctamente socializados.

¿Cómo es el Chin?

El Spaniel Japonés, es considerado raza mini o toy. Tiene una altura en cruz de entre 20 y 27 centímetros. No suele alcanzar los 5 kilos. La hembra es ligeramente más pequeña que el macho.

Un rasgo muy característico del Chin son sus ojos prominentes y separados, un su hocico respingón y orejas puntiagudas.

Pelaje del Spaniel Japonés

Su pelo es largo y fino, como su fueran plumas, sutil y elegante. Destacan los cabellos más largos en la zona del cuello, dándole el efecto de collar. Y el penacho de la cola que se ensortija hasta caer sobre el lomo.

El color es principalmente blanco, pueden presentar alguna mancha negra y ocasionalmente algunas machas más marrones o cobrizas. Se trara de un cabello delicado, que requiere de cuidados constantes. Se recomienda el cepillado diario para evitar enredos.

Carácter del Spaniel Japonés

El Spaniel Japonés, más conocido como Chin es perro simpático y juguetón considerado de raza Toy

El Spaniel japonés o chin es un perro que puede mostrarse un poco antipático o terco con desconocidos. Pero una vez tiene confianza con el resto de perros y personas se muestra como un perro cariñoso y juguetón. 

Por ello, podríamos decir que tiene un carácter más propio de un gato, además podrás verle en lugares elevados limpiándose. 

El Chin, es un perro tremendamente sensible a los cambios que suceden a su alrededor, moldeando su carácter en función al núcleo familiar en el que vive. Por ejemplo: si la casa en la que vive está llena de energía y vitalidad, el Spaniel será un perro sociable y juguetón. Si por el contrario vive en un ambiente hostil y triste, el perro se volverá reservado.

Es un perro muy propicio a sufrir estrés o ansiedad por separación si pasa mucho tiempo solo o cambia de familia.

Adiestramiento y educación del Spaniel de Japón

La educación del Chin requiere de constancia, por lo que tendrás que armarte de paciencia para conseguirlo.

Su educación debe comenzar a partir del cuarto mes de vida. Siempre con sesiones cortas y entretenidas, de no ser así el perro podría perder interés y aburrirse.

Lo más importante es que tu Spaniel crea que se trata de un juego y entrenarlo y educarlo será mucho más fácil de lo que parece.

Es posible que al principio nuestro cachorro se muestre terco y reacio a querer aprender, si es asi, debes desisitir en el entrenamiento y probarlo en otro momento.

Para corregirle sus malos hábitos basta con levantarle un poco la voz y entenderá enseguida. No son necesarias grandes  broncas ni regañinas.

Estado de salud y cuidados del Spaniel Japonés

El Chin o Spaniel Japonés es un perro que no requiere de atención y cuidados especiales

Con el Spaniel Japonés no tienes que tener cuidados especiales, sólo aquellos que tendrías con el resto de perros para cuidar de su estado de salud.

El chin tiene los huesos finos y frágiles por eso debemos evitar las actividades fisicas duras y posibles caídas.

Suelen vivir entre 8 y 10 años y es un perro ideal para tener en pisos o casa pequeñas.

Debes cuidar su balance de alimentación y ejercicio ya que son perros que tienen tendencia al sobrepeso. Dale un par de paseos cortos al día para que corra y se divierta.

Son perros que no soportan demasiado bien el calor y pueden sufrir golpes de calor durante los meses de verano. Por ello es muy importante que dispongas de agua fresca de manera ilimitada.

A pesar de ser un perro de pelo largo y fino, como hemos mencionado antes se trata de un perro muy pulcro, por lo que bañarle una vez al mes es más que suficiente.

Debes prestar atención, por ejemplo durante el cepillado, a sus orejas, ojos y encías ya que es un perro propenso a sufrir infecciones.

 

¿Te ha gustado?
3 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.
También Podría Interesarte

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.